Domingo 9 de Agosto de 2020

  • 8.9º
  • Niebla densa

18 de marzo de 2020

María del Carmen: “Hay que tener voces desde diferentes lugares para que se corra el miedo y la mirada estigmatizante sobre la educación sexual integral”

La voz de CAMCo dialogó con Maria del Carmen, médica, sexóloga, y referente de “Kanpu”, espacio sexológico con perspectiva de género y derechos humanos.


Consultada sobre el placer de la mujer, históricamente postergado, respondió: “Las mujeres debemos reeaprendernos y reeducarnos en lo que tuvimos vedadas históricamente y hasta ahora. La idea es conocer nuestro cuerpo, cada milímetro de nuestra piel es para ser erotizado

Es importante que hablemos de sexo entre nosotras, si alguien habla de sexo y tiene una pareja varón lo hace en referencia al tamaño del pene, no hablamos de nuestras masturbaciones” enfatizó.

Y continuó: "¿El orgasmo es para mí o para otro?, hay que olvidarse de eso, lo más lindo de la práctica sexual es el proceso, hay que relajarse, ser egoísta, disfrutar, en tanto lo que a mí me propongan me guste y no me implique un malestar. Hay que hablar, hay que hablar mucho, porque el "otre" no tiene por qué saber lo que me gusta, lo que me da placer".

 

Educación Sexual Integral:

Cuando a mí me preguntaban: ¿Por qué crees que no sale la Ley Provincial de Educación Sexual Integral?, porque me parece que hay un desconocimiento de lo que es la sexualidad. Si yo te digo que la sexualidad es lo que somos, sentimos, pensamos, hacemos y los vínculos que tenemos, ¿en que institución educativa no pones en juego lo que sos, pensas, sentís y haces?, ¿cómo no va a estar esta cuestión en el nivel inicial, primario, secundario y universitario?", detalló Maria.

¿Entonces porque no sale la ley de educación sexual integral?: O no tienen la menor idea de lo que significa sexualidad y educación sexual integral, o hay mucha presión de las iglesias, o quizás a muchos de los varones del Senado no les conviene que los niños sepan cuando están siendo abusados”, finalizó

 

Sobre “Kanpu”:

Maria del Carmen comentó: “Cuando con las chiques diagramamos “Kanpu” lo hicimos desde la diversidad, incluyendo orientaciones sexuales, identidades de género y la diversidad funcional: cuerpos que no están dentro de lo estereotipado, militancia gorde, adultos mayores, todos aquellos cuerpos que no encajan en ese cuerpo hegemónico digno de recibir placer y erotismo”.

Por otro lado, Kanpu ofrece espacios que garantizan los Derechos de las personas. Se trabaja desde las perspectivas de género y diversidad, brindando a quienes asisten espacios de construcción conjunta. Los encuentros terapéuticos pueden ser individuales, parejas, familiares, poliamores; como así también talleres grupales.

 

Nuevos paradigmas: 

Consultada sobre los desafíos a los que se enfrenta contestó: "Intentamos que esa “e” del discurso llegue en la acción, que cada vez que vayamos a hablar en un espacio tengamos en cuenta que cuando me dirijo a alguien no son todos heterosexuales, hay diversidades, también es un desafío cotidiano".

“Este es un nuevo paradigma y me tiene que interpelar para poder interpelar después a los demás, no hay que tener miedo de poner en tensión muchas cosas”, enfatizó la referente de Kanpu.

 

Masculinidades y Patriarcado:

Al respecto comentó: “Hay que poder trabajar lo que se va construyendo psíquicamente, lo que tiene que ver con el placer, para intentar por lo menos que se tambaleen mitos y estereotipos, que puedan reepensarse. Yo siempre digo que a las mujeres el patriarcado nos reventó y nos sigue reventando y al varón también”

En esta misma línea detalló: “El patriarcado son cadenas con candados que obstruyen todo lo que tiene que ver con el placer, con la autoestima. Está plagado de mitos y estereotipos, que nos hicieron y nos hacen mucho daño y que construye a ese macho que tenemos hoy: el macho violento, que toma a las mujeres como un objeto, como un trofeo. Esa mujer a la que pueden violar y asesinar, es un trofeo que le muestran a otros machos. Ese es el macho que construimos como sociedad".

 

 

COMPARTIR:

Comentarios